Creo mi eCommerce: ¿Cómo hacer un business plan?

6 minutos de lectura
Por Alan García - marzo 12, 2019    Destacadas Negocios, Negocios

Como hacer mi business plan

Es muy entendible que quieras crear tu propio eCommerce, el comercio electrónico es un fenómeno mundial que sólo en México generó más de 800 mil millones de pesos en el 2016, con base en datos del INEGI.

Pero hay muchas dudas que pueden inhibir tus ganas de comenzar, por eso en esta serie de artículos te explicaremos paso a paso lo que debes hacer para consolidar tu propio comercio electrónico comenzando por lo más básico.

Antes que nada, debes tener un plan, la investigación de mercado y el planteamiento de tu plan de negocios son fundamentales para comenzar y aquí te diremos las mejores metodologías a seguir.

1. Ten una investigación de mercado

Business Plan

Una buena investigación de mercado evitará que hagas un mal negocio por considerar que todas las personas piensan como tú o por tener malos puntos de referencia, en general, disminuirá el riesgo de fracaso de cualquier proyecto de forma significativa por lo que la falta de presupuesto no debe ser un pretexto para no hacerla.

¡Lo barato sale caro y no tener una investigación de mercado, o no hacerla de la forma adecuada, será mucho más costoso a la larga!

NO ES UNA INVESTIGACIÓN DE MERCADO:

  • Preguntar a amigos y conocidos la factibilidad de tu idea
  • Buscar en Google
  • Hacer encuestas a grupos de personas no representativos
  • Comparar cifras de otros mercados

Como lo dice su nombre, una investigación de mercado es eso, una investigación que conlleva una metodología y mucho rigor que cruza datos duros (cuantitativos) con datos blandos (cualitativos), por lo que es muy recomendable que lo dejes en manos de profesionales y personas con experiencia en el tema.

El especialista en negocios Pilar Alcázar Molero, explica que para hacer una buena investigación debes preguntarte:

  • ¿Qué tan relevante es mi idea?
  • ¿Podría vivir sin ese producto o servicio?
  • ¿Qué tan innovador es en relación con su competencia?
  • ¿Tiene un precio competitivo en relación con su competencia?
  • ¿Qué tipo de consumidor busco?
  • ¿Qué hace a mi producto diferente al de la competencia?

2. Conoce tus fortalezas y debilidades como organización

Conocerte a ti mismo te permitirá abordar tus áreas de oportunidad y el análisis FODA es la metodología más usada para evaluar las condiciones de una organización con el fin de generar información que le permita lanzar un proyecto con mayor efectividad.

FODA

Sus siglas, FODA, son un acrónimo para Fortalezas, Oportunidades, Debilidades y Amenazas, 4 factores que toman en cuenta aspectos positivos, negativos, internos y externos de la organización en cuestión.

Por otro lado, es muy importante resaltar que los resultados de un análisis FODA corresponden a un momento concreto con datos concretos, por lo que sólo serán válidos en esta ventana de tiempo.

También es importante resaltar que dicho análisis es diferente para cada caso de negocio y debe adaptarse a las peculiaridades de éste, por lo que se recomienda contar con la ayuda de un especialista en gestión de recursos humanos antes de comenzar uno.

Finalmente, lo más importante es la reacción posterior al mismo análisis, es decir, cómo aprovechas la información que acabas de conseguir para explotar las fortalezas de tu equipo de trabajo y mitigar sus debilidades.

3. Identifica tu mercado y el eje rector de tu organización

Vender todo a todos es muy complicado y desgastante, por eso es fundamental que identifiques cuál es el eje rector de tu negocio, es decir ¿cuál es tu propuesta de valor? ¿qué ofrece tu empresa a sus clientes? y ¿qué la hace diferente de su competencia?

La metodología de las 4P te permite posicionar tu marca dentro de un mercado específico, saber qué clientes debes buscar según tu oferta o qué ajustes debes hacer para llegar a tu consumidor meta optimizando tus recursos.

Producto, Precio, Plaza y Promoción son los 4 puntos que cualquier emprendedor debe vigilar antes de lanzar un producto o servicio, haciendo un balance entre éstas cualquiera podrá saber dónde se posiciona dentro de un mercado.

Las 4 P del marketing

Es muy complicado tener estos 4 conceptos en números verdes, por lo que lo ideal es hacer un balance, por ejemplo, lo que sucede en el mercado de los dispositivos móviles:

  • Un smartphone de alto costo, baja disponibilidad, pero gran calidad y promoción puede ser denominado gama alta o premium, una categoría reservada para los mejores modelos de marcas renombradas como Apple, Samsung y Sony.
  • Un smartphone de bajo costo, gran disponibilidad, pero con malos materiales y poca promoción puede ser denominado de gama baja, una categoría donde casi cualquier competidor puede entrar y busca volumen por encima de calidad o margen de ganancias.
  • Un smartphone de costo moderado, alta disponibilidad, con buena calidad de materiales y promoción moderada puede ser catalogado de gama media, uno de los sectores más competidos donde los clientes buscan la mejor relación costo beneficio y/o características que se acoplen a su estilo de vida.

4. Define KPI´s y objetivos de negocio inteligentes

KPIs

KPI son las siglas para Key Performance Indicators o Indicadores Clave de Desempeño. En términos más simples, estas tres letras usadas hasta el cansancio por mercadólogos y administradores de empresa sirven para definir los indicadores clave para el éxito de un proyecto.

Lo primero que hay que decir es que los KPI miden inductores y no resultados, por ejemplo:

  • El número de oportunidades de venta o nuevos clientes generados en un mes, pero no el nivel de facturación resultado de estos.
  • El número de visitantes a un sitio web determinado o su comportamiento, pero no el índice de ganancias por publicidad.
  • El índice de rotación de inventario en un mes, pero no el volumen de facturación generado por éste.

Tips básicos para establecer los mejores KPIs:

  • Un KPI no mide dinero, sino oportunidades de generarlo.
  • Los KPI deben ser asignados en función a cada proyecto y deben ser pocos.
  • Cada KPI debe medirse de forma frecuente.

Al igual que con todos los puntos anteriores, lo más importante de los KPI es actuar con relación a estos, es decir, ajustar la estrategia constantemente en pro de mejorar los indicadores y con ello los resultados finales.

Por otro lado, al establecer metas u objetivos, también es importante contar con una metodología que nos permita ser realistas y trazar un plan de acción efectivo.

Investigación de mercado

La metodología SMART es una buena forma de plantear objetivos inteligentes a través de 5 puntos:

  • Specific: ¿Cuál es tu meta realmente?
  • Measurable: ¿Cómo sabrás que estás teniendo éxito? ¿Qué KPI o indicadores usarás?
  • Attainable: ¿Tu meta es realista?
  • Relevant: ¿Por qué tu empresa es importante para los consumidores?
  • Timely: ¿Cuándo tiempo te tomará llegar a la meta?

Utilizando estos 5 puntos podrás tener expectativas realistas y alcanzables que te permitirán mejorar tu plan de negocios a largo y mediano plazo, prueba con diversas metas y responde a estas 5 preguntas antes de presentarlas a tu equipo de trabajo.

5. Comprométete con tu Misión

Finalmente, es fundamental que definas la “misión” de tu compañía, un objetivo más allá de las cifras o el nivel de facturación que va muy ligado a tu esquema de valores y el de tus colaboradores.

Esta “misión” es representada por lo valores fundamentales de una organización, aquello que no cambiará con el paso del tiempo y que da identidad a una compañía.

Las prácticas, los procesos y las estrategias cambian todo el tiempo según las necesidades del mercado, pero los valores de una organización deben ser algo que la guíe en momentos complicados.

No esperes más, lo importante es comenzar y aprender del proceso, recuerda que muchas de las más grandes empresas del mundo surgieron como proyectos de garaje.

¿Tienes un proyecto? ¡Visita nuestra sección
 

Escrito por Alan García

Soy un reportero especializado en tecnología y negocios digitales, siempre motivado por aprender un poco más. "Vivimos en una sociedad exquisitamente dependiente de las ciencias y la tecnología, en la cual, prácticamente nadie sabe nada acerca de ciencia o tecnología" Carl Sagan.

https://www.the-emag.com

prensa.fw@framework.mx

Marketing Directo